"Si puedes soñarlo, puedes hacerlo"

La Fundación Yoga Pura Vida nace como resultado del arduo trabajo previo de su creador, Dharmajyoti (Marcelo) y la colaboración de muchas buenas personas que le ayudaron durante el camino.

Los comienzos....

Nace en un ashram de India la inspiración para crear el movimiento Yoga Pura Vida con el propósito de compartir la cultura y el estilo de vida yóguico con los más vulnerables y menos privilegiados de la sociedad.

Primer Proyecto

Organizar clases y charlas de yoga para observar las experiencias que generaban en los habitantes adultos de Kikokwe, una pequeña aldea de Tanzania con 700 habitantes, y a la vez observar las reacciones de los niños y sus familias al compartir las primeras actividades de yoga, música y danza.

Primeros Instructores

Inicia la primera fase de entrenamiento de 50 horas semanales que se extiende por un periodo de 6 meses, continuando con una segunda fase de 6 meses de 21 horas semanales de autopráctica. Así se capacitaron los primeros instructores de yoga.

Se crea la ONG en Tanzania

Creación en Tanzania de la ONG Yoga Pura Vida. En el primer proyecto se desplazaron dos maestros a la ciudad de Arusha quienes recibieron instrucción en Informática e Inglés y empezaron a trabajar como instructores de yoga para niños llegando a ser autosuficientes.

Primer curso de formación de Instructores

Se organiza el primer Curso de Formación de Instructores de Yoga para Niños. Se otorgaron becas a 7 participantes provenientes de diferentes ciudades y aldeas de Tanzania. En el evento tomaron parte otros 5 participantes de USA, Holanda, Alemania y Francia.

Mas proyectos en Tanzania

Nuevos proyectos se replican en diferentes ciudades y aldeas de Tanzania llevando el yoga a barrios y aldeas empobrecidas, a escuelas públicas y privadas, a orfanatos, y diversas ONG ‘s, ejecutándose cada réplica en el marco de su propio contexto.

Segundo curso de formación de Instructores

Se organiza el segundo Curso de Formación de Instructores de Yoga para Niños. Se becaron a 25 participantes provenientes de diferentes ciudades de Tanzania, Ruanda, Uganda, Kenia, un refugiado Congoleño residente en el campo Dzaleka en Malaui y un participante de USA. De esta manera el movimiento Yoga Pura Vida se introduce en nuevos países africanos.

Seminarios en Africa del Este

Se organizan cursos gratuitos de yoga para los instructores residentes en Tanzania, Uganda y en el Campo de Refugiados Dzaleka en Malaui, donde también se capacitaron a dos nuevos instructores, brindándoles la oportunidad de profundizar en el conocimiento y las experiencias del yoga. Adicionalmente surge el anteproyecto para transformar la ONG en una Fundación.

Nace la Fundación Yoga Pura Vida

Más allá de habernos convertido en la “Fundación Yoga Pura Vida”, seguimos siendo un movimiento de servicio construido con ideas claras y mucho amor, que lleva 9 años transformando la sociedad Africana mediante acciones silenciosas, suaves y a la vez profundas, gracias a la gran inspiración que nos brindan las diferentes tradiciones de yoga y sus maestros, que desde hace miles de años trabajan con mucho esfuerzo, compromiso y determinación para mejorar la vida del ser humano y del planeta.